Cristianismo

Profetas, profecía y falsos profetas – ¿Qué dice la Biblia?

27 Ene , 2016  

profecias
En este artículo estudiaremos qué dice la Biblia respecto a los profetas, al don de profecía y los falsos profetas.

La primera vez que aparece la palabra profeta en la Escritura es para referirse a Abraham:

Génesis 20:1-7 “De allí partió Abraham a la tierra del Neguev, y acampó entre Cades y Shur, y habitó como forastero en Gerar. Y dijo Abraham de Sara su mujer: Es mi hermana. Y Abimelec rey de Gerar envió y tomó a Sara. Pero Dios vino a Abimelec en sueños de noche, y le dijo: He aquí, muerto eres, a causa de la mujer que has tomado, la cual es casada con marido. Mas Abimelec no se había llegado a ella, y dijo: Señor, ¿matarás también al inocente? ¿No me dijo él: Mi hermana es; y ella también dijo: Es mi hermano? Con sencillez de mi corazón y con limpieza de mis manos he hecho esto. Y le dijo Dios en sueños: Yo también sé que con integridad de tu corazón has hecho esto; y yo también te detuve de pecar contra mí, y así no te permití que la tocases. Ahora, pues, devuelve la mujer a su marido; porque es profeta, y orará por ti, y vivirás. Y si no la devolvieres, sabe que de cierto morirás tú, y todos los tuyos.”

De acuerdo a la concordancia Strong`s la palabra profeta que aparece en ese pasaje es la #5030 נָבִיא y significa: “portavoz, el que habla, profeta.”

Sabemos que Moisés también fue un profeta:

Deuteronomio 34:10Y nunca más se levantó profeta en Israel como Moisés, a quien haya conocido Jehová cara a cara;”

Ahora veamos el siguiente pasaje donde Josué se preocupa porque hay muchos profetizando aparte de Moisés:

Números 11:25-29 “Entonces Jehová descendió en la nube, y le habló; y tomó del espíritu que estaba en él, y lo puso en los setenta varones ancianos; y cuando posó sobre ellos el espíritu, profetizaron, y no cesaron. 26 Y habían quedado en el campamento dos varones, llamados el uno Eldad y el otro Medad, sobre los cuales también reposó el espíritu; estaban éstos entre los inscritos, pero no habían venido al tabernáculo; y profetizaron en el campamento. 27 Y corrió un joven y dio aviso a Moisés, y dijo: Eldad y Medad profetizan en el campamento. 28 Entonces respondió Josué hijo de Nun, ayudante de Moisés, uno de sus jóvenes, y dijo: Señor mío Moisés, impídelos. 29 Y Moisés le respondió: ¿Tienes tú celos por mí? Ojalá todo el pueblo de Jehová fuese profeta, y que Jehová pusiera su espíritu sobre ellos.”

Moisés le responde a Josué que más bien ojalá que todo el pueblo fueran profetas. En este punto queremos hacer un alto, en el pasaje vemos que sólo los que tenían el Espíritu de Dios podían profetizar, en la actualidad todo el que ha nacido de nuevo tiene al Espíritu de Dios morando en nuestro cuerpo, pero antes no era así, con esto podemos ver que el poder profetizar viene del Espíritu Santo, más adelante veremos como en el Nuevo Testamento precisamente uno de los dones del Espíritu Santo es la profecía y que no todos tienen ese don, el Espíritu es el mismo, pero da distintos dones. Eso lo veremos más adelante.

Veamos una vez más como Moisés fue un profeta muy distinto a los demás:

Números 12:6-9 “Y él les dijo: Oíd ahora mis palabras. Cuando haya entre vosotros profeta de Jehová, le apareceré en visión, en sueños hablaré con él. No así a mi siervo Moisés, que es fiel en toda mi casa. Cara a cara hablaré con él, y claramente, y no por figuras; y verá la apariencia de Jehová. ¿Por qué, pues, no tuvisteis temor de hablar contra mi siervo Moisés? Entonces la ira de Jehová se encendió contra ellos; y se fue.”

Algo importante a mencionar es que a los profetas Dios les habla en sueños o por visiones, un profeta era quien recibìa un mensaje de Dios para decirlo al pueblo.

La Escritura da una advertencia al pueblo de Israel, sobre los falsos profetas que hacen señales y prodigios, pero les piden ir en pos de otros dioses:

Deuteronomio 13:1-5 “Cuando se levantare en medio de ti profeta, o soñador de sueños, y te anunciare señal o prodigios, y si se cumpliere la señal o prodigio que él te anunció, diciendo: Vamos en pos de dioses ajenos, que no conociste, y sirvámosles; no darás oído a las palabras de tal profeta, ni al tal soñador de sueños; porque Jehová vuestro Dios os está probando, para saber si amáis a Jehová vuestro Dios con todo vuestro corazón, y con toda vuestra alma. En pos de Jehová vuestro Dios andaréis; a él temeréis, guardaréis sus mandamientos y escucharéis su voz, a él serviréis, y a él seguiréis. Tal profeta o soñador de sueños ha de ser muerto, por cuanto aconsejó rebelión contra Jehová vuestro Dios que te sacó de tierra de Egipto y te rescató de casa de servidumbre, y trató de apartarte del camino por el cual Jehová tu Dios te mandó que anduvieses; y así quitarás el mal de en medio de ti.”

Al igual que hoy en día, en aquel tiempo no faltó la gente que se decía ser profeta y mentían diciendo que Dios les había dado un mensaje para el pueblo, pero veamos la advertencia sobre hacer esto:

Deuteronomio 18: 20-22El profeta que tuviere la presunción de hablar palabra en mi nombre, a quien yo no le haya mandado hablar, o que hablare en nombre de dioses ajenos, el tal profeta morirá. 21 Y si dijeres en tu corazón: ¿Cómo conoceremos la palabra que Jehová no ha hablado?; 22 si el profeta hablare en nombre de Jehová, y no se cumpliere lo que dijo, ni aconteciere, es palabra que Jehová no ha hablado; con presunción la habló el tal profeta; no tengas temor de él.

Entonces tenemos claro que cualquier soñador o profeta que diga algo y se cumpla, pero mande a seguir a otros, no lo deben seguir, de igual forma si un profeta hablare en el nombre de Dios, pero lo que dijo no se cumple, habla de su propia boca y dice cosas que Dios no le dijo, siendo así un mentiroso.

Samuel fue otro de los profetas usado por Dios para darle mensajes a Israel:

1 Samuel 3:20 “Y todo Israel, desde Dan hasta Beerseba, conoció que Samuel era fiel profeta de Jehová.”

Debemos tener muy claro, que un profeta es distinto a un adivinador, de hecho Saúl cometió el error de consultar a una adivina, porque Dios no le respondía por medio de los profetas ni por sueños, en su desesperación:

1 Samuel 28:6 “Y consultó Saúl a Jehová; pero Jehová no le respondió ni por sueños, ni por Urim, ni por profetas.”
Muchos cometen el mismo error de Saúl, si crees que los adivinos es una buena opción para conocer tu futuro y lo que va a pasar te invitamos a leer este artículo: Adivinación, hechicería, astrología, hablar con muertos. ¿Qué dice la Biblia?

En el Antiguo Testamento, vemos que existieron falsos profetas de dioses falsos, en este caso veamos a los profetas del dios baal, ante los cuales Dios por medio del profeta Elías dejó en evidencia que su dios era falso y no existía:

profeta-Elías

1 Reyes 18:20-39 “Entonces Acab convocó a todos los hijos de Israel, y reunió a los profetas en el monte Carmelo. 21 Y acercándose Elías a todo el pueblo, dijo: ¿Hasta cuándo claudicaréis vosotros entre dos pensamientos? Si Jehová es Dios, seguidle; y si Baal, id en pos de él. Y el pueblo no respondió palabra. 22 Y Elías volvió a decir al pueblo: Sólo yo he quedado profeta de Jehová; mas de los profetas de Baal hay cuatrocientos cincuenta hombres. 23 Dénsenos, pues, dos bueyes, y escojan ellos uno, y córtenlo en pedazos, y pónganlo sobre leña, pero no pongan fuego debajo; y yo prepararé el otro buey, y lo pondré sobre leña, y ningún fuego pondré debajo. 24 Invocad luego vosotros el nombre de vuestros dioses, y yo invocaré el nombre de Jehová; y el Dios que respondiere por medio de fuego, ése sea Dios. Y todo el pueblo respondió, diciendo: Bien dicho. 25 Entonces Elías dijo a los profetas de Baal: Escogeos un buey, y preparadlo vosotros primero, pues que sois los más; e invocad el nombre de vuestros dioses, mas no pongáis fuego debajo. 26 Y ellos tomaron el buey que les fue dado y lo prepararon, e invocaron el nombre de Baal desde la mañana hasta el mediodía, diciendo: !!Baal, respóndenos! Pero no había voz, ni quien respondiese; entre tanto, ellos andaban saltando cerca del altar que habían hecho. 27 Y aconteció al mediodía, que Elías se burlaba de ellos, diciendo: Gritad en alta voz, porque dios es; quizá está meditando, o tiene algún trabajo, o va de camino; tal vez duerme, y hay que despertarle. 28 Y ellos clamaban a grandes voces, y se sajaban con cuchillos y con lancetas conforme a su costumbre, hasta chorrear la sangre sobre ellos. 29 Pasó el mediodía, y ellos siguieron gritando frenéticamente hasta la hora de ofrecerse el sacrificio, pero no hubo ninguna voz, ni quien respondiese ni escuchase. 30 Entonces dijo Elías a todo el pueblo: Acercaos a mí. Y todo el pueblo se le acercó; y él arregló el altar de Jehová que estaba arruinado. 31 Y tomando Elías doce piedras, conforme al número de las tribus de los hijos de Jacob, al cual había sido dada palabra de Jehová diciendo, Israel será tu nombre, 32 edificó con las piedras un altar en el nombre de Jehová; después hizo una zanja alrededor del altar, en que cupieran dos medidas de grano. 33 Preparó luego la leña, y cortó el buey en pedazos, y lo puso sobre la leña. 34 Y dijo: Llenad cuatro cántaros de agua, y derramadla sobre el holocausto y sobre la leña. Y dijo: Hacedlo otra vez; y otra vez lo hicieron. Dijo aún: Hacedlo la tercera vez; y lo hicieron la tercera vez, 35 de manera que el agua corría alrededor del altar, y también se había llenado de agua la zanja. 36 Cuando llegó la hora de ofrecerse el holocausto, se acercó el profeta Elías y dijo: Jehová Dios de Abraham, de Isaac y de Israel, sea hoy manifiesto que tú eres Dios en Israel, y que yo soy tu siervo, y que por mandato tuyo he hecho todas estas cosas. 37 Respóndeme, Jehová, respóndeme, para que conozca este pueblo que tú, oh Jehová, eres el Dios, y que tú vuelves a ti el corazón de ellos. 38 Entonces cayó fuego de Jehová, y consumió el holocausto, la leña, las piedras y el polvo, y aun lamió el agua que estaba en la zanja. 39 Viéndolo todo el pueblo, se postraron y dijeron: !!Jehová es el Dios, Jehová es el Dios!

Confirmamos una vez más que los profetas eran usados para que Dios hablara al pueblo:

1 Reyes 22:7 “Y dijo Josafat: ¿Hay aún aquí algún profeta de Jehová, por el cual consultemos?”

2 Reyes 21:10Habló, pues, Jehová por medio de sus siervos los profetas, diciendo:”

Para dar mensajes a las personas:

2 Reyes 20:1 “En aquellos días Ezequías cayó enfermo de muerte. Y vino a él el profeta Isaías hijo de Amoz, y le dijo: Jehová dice así: Ordena tu casa, porque morirás, y no vivirás.”

También por medio de ellos Dios amonestaba a Israel:

2 Reyes 17:13 “Jehová amonestó entonces a Israel y a Judá por medio de todos los profetas y de todos los videntes, diciendo: Volveos de vuestros malos caminos, y guardad mis mandamientos y mis ordenanzas, conforme a todas las leyes que yo prescribí a vuestros padres, y que os he enviado por medio de mis siervos los profetas.”

Veamos esta dura amonestación a los profetas que mentían diciendo que Dios les había dicho y era mentira:

Jeremías 23:9-40A causa de los profetas mi corazón está quebrantado dentro de mí, todos mis huesos tiemblan; estoy como un ebrio, y como hombre a quien dominó el vino, delante de Jehová, y delante de sus santas palabras. 10 Porque la tierra está llena de adúlteros; a causa de la maldición la tierra está desierta; los pastizales del desierto se secaron; la carrera de ellos fue mala, y su valentía no es recta. 11 Porque tanto el profeta como el sacerdote son impíos; aun en mi casa hallé su maldad, dice Jehová. 12 Por tanto, su camino será como resbaladeros en oscuridad; serán empujados, y caerán en él; porque yo traeré mal sobre ellos en el año de su castigo, dice Jehová. 13 En los profetas de Samaria he visto desatinos; profetizaban en nombre de Baal, e hicieron errar a mi pueblo de Israel. 14 Y en los profetas de Jerusalén he visto torpezas; cometían adulterios, y andaban en mentiras, y fortalecían las manos de los malos, para que ninguno se convirtiese de su maldad; me fueron todos ellos como Sodoma, y sus moradores como Gomorra. 15 Por tanto, así ha dicho Jehová de los ejércitos contra aquellos profetas: He aquí que yo les hago comer ajenjos, y les haré beber agua de hiel; porque de los profetas de Jerusalén salió la hipocresía sobre toda la tierra. 16 Así ha dicho Jehová de los ejércitos: No escuchéis las palabras de los profetas que os profetizan; os alimentan con vanas esperanzas; hablan visión de su propio corazón, no de la boca de Jehová. 17 Dicen atrevidamente a los que me irritan: Jehová dijo: Paz tendréis; y a cualquiera que anda tras la obstinación de su corazón, dicen: No vendrá mal sobre vosotros. 18 Porque ¿quién estuvo en el secreto de Jehová, y vio, y oyó su palabra? ¿Quién estuvo atento a su palabra, y la oyó? 19 He aquí que la tempestad de Jehová saldrá con furor; y la tempestad que está preparada caerá sobre la cabeza de los malos. 20 No se apartará el furor de Jehová hasta que lo haya hecho, y hasta que haya cumplido los pensamientos de su corazón; en los postreros días lo entenderéis cumplidamente. 21 No envié yo aquellos profetas, pero ellos corrían; yo no les hablé, mas ellos profetizaban. 22 Pero si ellos hubieran estado en mi secreto, habrían hecho oír mis palabras a mi pueblo, y lo habrían hecho volver de su mal camino, y de la maldad de sus obras. 23 ¿Soy yo Dios de cerca solamente, dice Jehová, y no Dios desde muy lejos? 24 ¿Se ocultará alguno, dice Jehová, en escondrijos que yo no lo vea? ¿No lleno yo, dice Jehová, el cielo y la tierra? 25 Yo he oído lo que aquellos profetas dijeron, profetizando mentira en mi nombre, diciendo: Soñé, soñé. 26 ¿Hasta cuándo estará esto en el corazón de los profetas que profetizan mentira, y que profetizan el engaño de su corazón? 27 ¿No piensan cómo hacen que mi pueblo se olvide de mi nombre con sus sueños que cada uno cuenta a su compañero, al modo que sus padres se olvidaron de mi nombre por Baal? 28 El profeta que tuviere un sueño, cuente el sueño; y aquel a quien fuere mi palabra, cuente mi palabra verdadera. ¿Qué tiene que ver la paja con el trigo? dice Jehová. 29 ¿No es mi palabra como fuego, dice Jehová, y como martillo que quebranta la piedra? 30 Por tanto, he aquí que yo estoy contra los profetas, dice Jehová, que hurtan mis palabras cada uno de su más cercano. 31 Dice Jehová: He aquí que yo estoy contra los profetas que endulzan sus lenguas y dicen: El ha dicho. 32 He aquí, dice Jehová, yo estoy contra los que profetizan sueños mentirosos, y los cuentan, y hacen errar a mi pueblo con sus mentiras y con sus lisonjas, y yo no los envié ni les mandé; y ningún provecho hicieron a este pueblo, dice Jehová. 33 Y cuando te preguntare este pueblo, o el profeta, o el sacerdote, diciendo: ¿Cuál es la profecía de Jehová? les dirás: Esta es la profecía: Os dejaré, ha dicho Jehová. 34 Y al profeta, al sacerdote o al pueblo que dijere: Profecía de Jehová, yo enviaré castigo sobre tal hombre y sobre su casa. 35 Así diréis cada cual a su compañero, y cada cual a su hermano: ¿Qué ha respondido Jehová, y qué habló Jehová? 36 Y nunca más os vendrá a la memoria decir: Profecía de Jehová; porque la palabra de cada uno le será por profecía; pues pervertisteis las palabras del Dios viviente, de Jehová de los ejércitos, Dios nuestro. 37 Así dirás al profeta: ¿Qué te respondió Jehová, y qué habló Jehová? 38 Mas si dijereis: Profecía de Jehová; por eso Jehová dice así: Porque dijisteis esta palabra, Profecía de Jehová, habiendo yo enviado a deciros: No digáis: Profecía de Jehová, 39 por tanto, he aquí que yo os echaré en olvido, y arrancaré de mi presencia a vosotros y a la ciudad que di a vosotros y a vuestros padres; 40 y pondré sobre vosotros afrenta perpetua, y eterna confusión que nunca borrará el olvido.”

Hagamos un alto acá, estos profetas fueron amonestados porque hablaron en el nombre de Dios, aun cuando Dios nos les dijo las cosas que decían que dijo, ellos decían que tendrían Paz y que no les vendía ningún mal, hablando deseos de su corazón y vanas esperanzas, pero eso no se los dijo Dios, por eso Dios arrancó su presencia de ellos, porque con sus falsas esperanzas y mentiras hacían errar al pueblo. El que dio esta amonestación por parte de Dios fue Jeremías, el cual si era un verdadero profeta de Dios, veamos algunos pasajes en donde la Escritura se le llama profeta a Jeremías:

Jeremías 28:15 “Entonces dijo el profeta Jeremías al profeta Hananías: Ahora oye, Hananías: Jehová no te envió, y tú has hecho confiar en mentira a este pueblo.”

Jeremías 37:6 “Entonces vino palabra de Jehová al profeta Jeremías, diciendo:”

Dios amonestó muy fuertemente a los falsos profetas por medio de Jeremías:

Jeremías 29:8 “Porque así ha dicho Jehová de los ejércitos, Dios de Israel: No os engañen vuestros
profetas que están entre vosotros, ni vuestros adivinos; ni atendáis a los sueños que soñáis.”

Dios también usó a Ezequiel para amonestar a los falsos profetas:

Ezequiel 13:3 “Así ha dicho Jehová el Señor: !!Ay de los profetas insensatos, que andan en pos de su propio espíritu, y nada han visto!”

Ezequiel 22:28 “Y sus profetas recubrían con lodo suelto, profetizándoles vanidad y adivinándoles mentira, diciendo: Así ha dicho Jehová el Señor; y Jehová no había hablado.”

Hemos visto que en el Antiguo Testamento Dios les hablaba a los profetas, ya sea para que llevaran mensajes a una persona o al pueblo, también para amonestar al pueblo o a una persona de acuerdo a lo que Dios les había mandado. El pueblo siempre preguntaba a los profetas sobre la voluntad de Dios. Los profetas también fueron usados para profetizar de la venida del Mesías, Jesús profetizando desde cómo nacería hasta como entregaría su vida.

Existieron muchos falsos profetas que profetizaban en nombre de dioses que no existían e incluso profetas que profetizaban en el nombre de Dios cosas que Dios no les dijo y Dios se iba de su presencia.

En el Nuevo Testamento, vemos como las cosas que los profetas de Dios hablaron en su nombre se cumplieron, algunos ejemplos de profecías cumplidas:

Isaías 7:14 “Por tanto, el Señor mismo os dará señal: He aquí que la virgen concebirá, y dará a luz un hijo, y llamará su nombre Emanuel.”

Mateo 1:22-23 “Todo esto aconteció para que se cumpliese lo dicho por el Señor por medio del profeta, cuando dijo: 23 He aquí, una virgen concebirá y dará a luz un hijo,
Y llamarás su nombre Emanuel, m que traducido es: Dios con nosotros.”

Mateo 2:17-20 “Entonces se cumplió lo que fue dicho por el profeta Jeremías, cuando dijo: 18 Voz fue oída en Ramá, Grande lamentación, lloro y gemido; Raquel que llora a sus hijos, Y no quiso ser consolada, porque perecieron. 19 Pero después de muerto Herodes, he aquí un ángel del Señor apareció en sueños a José en Egipto, 20 diciendo: Levántate, toma al niño y a su madre, y vete a tierra de Israel, porque han muerto los que procuraban la muerte del niño.”

Mateo 4:14-17 “para que se cumpliese lo dicho por el profeta Isaías, cuando dijo: 15 Tierra de Zabulón y tierra de Neftalí, Camino del mar, al otro lado del Jordán, Galilea de los gentiles; 16 El pueblo asentado en tinieblas vio gran luz; Y a los asentados en región de sombra de muerte, Luz les resplandeció. m 17 Desde entonces comenzó Jesús a predicar, y a decir: Arrepentíos, porque el reino de los cielos se ha acercado.”

Mateo 8:17 “para que se cumpliese lo dicho por el profeta Isaías, cuando dijo: El mismo tomó nuestras enfermedades, y llevó nuestras dolencias.

Mateo 21:4-7Todo esto aconteció para que se cumpliese lo dicho por el profeta, cuando dijo:
Decid a la hija de Sion:
He aquí, tu Rey viene a ti,
Manso, y sentado sobre una asna,
Sobre un pollino, hijo de animal de carga
. m

Y los discípulos fueron, e hicieron como Jesús les mandó; y trajeron el asna y el pollino, y pusieron sobre ellos sus mantos; y él se sentó encima.”

Mateo 27:9 “Así se cumplió lo dicho por el profeta Jeremías, cuando dijo: Y tomaron las treinta piezas de plata, precio del apreciado, según precio puesto por los hijos de Israel;”

Mateo 27:35Cuando le hubieron crucificado, repartieron entre sí sus vestidos, echando suertes, para que se cumpliese lo dicho por el profeta: Partieron entre sí mis vestidos, y sobre mi ropa echaron suertes.”

Estos son algunos de los ejemplos de cómo las palabras de los verdaderos profetas de Dios se cumplieron al pie de la letra, precisamente porque lo que hablaron fue lo que Dios les dijo, por eso nada en el mensaje que daban fallaba.

Hechos 3:18 “Pero Dios ha cumplido así lo que había antes anunciado por boca de todos sus profetas, que su Cristo había de padecer.”

¿Hay profecías sin cumplir aún de profetas del Antiguo Testamento? Sí, veamos tan solo una referencia en el Nuevo Testamento a una profecía de Daniel que aún no sucede:

Mateo 24:15 “Por tanto, cuando veáis en el lugar santo la abominación desoladora de que habló el profeta Daniel (el que lee, entienda),”

¿Se advierte de falsos profetas en el Nuevo Testamento, así como se advirtió en el Antiguo Testamento? Sí, veamos:

Mateo 7:15Guardaos de los falsos profetas, que vienen a vosotros con vestidos de ovejas, pero por dentro son lobos rapaces.”

Mateo 24:11Y muchos falsos profetas se levantarán, y engañarán a muchos;”

Mateo 24:24 “Porque se levantarán falsos Cristos, y falsos profetas, y harán grandes señales y prodigios, de tal manera que engañarán, si fuere posible, aun a los escogidos.”

¿Existieron profetas después de Jesús? La respuesta es Sí, veamos algunos:

Hechos 13:1Había entonces en la iglesia que estaba en Antioquía, profetas y maestros: Bernabé, Simón el que se llamaba Niger, Lucio de Cirene, Manaén el que se había criado junto con Herodes el tetrarca, y Saulo.

Hechos 15:32Y Judas y Silas, como ellos también eran profetas, consolaron y confirmaron a los hermanos con abundancia de palabras.

Hechos 21:10-11Y permaneciendo nosotros allí algunos días, descendió de Judea un profeta llamado Agabo, 11 quien viniendo a vernos, tomó el cinto de Pablo, y atándose los pies y las manos, dijo: Esto dice el Espíritu Santo: Así atarán los judíos en Jerusalén al varón de quien es este cinto, y le entregarán en manos de los gentiles.”

Es evidente que después de la muerte y resurrección de Jesús existen profetas, algunas personas han tomado este texto para decir que ya los profetas no existen:

Mateo 11:9-13 “Pero ¿qué salisteis a ver? ¿A un profeta? Sí, os digo, y más que profeta.

10 Porque éste es de quien está escrito:
He aquí, yo envío mi mensajero delante de tu faz,
El cual preparará tu camino delante de ti. m

11 De cierto os digo: Entre los que nacen de mujer no se ha levantado otro mayor que Juan el Bautista; pero el más pequeño en el reino de los cielos, mayor es que él. 12 Desde los días de Juan el Bautista hasta ahora, el reino de los cielos sufre violencia, y los violentos lo arrebatan. 13 Porque todos los profetas y la ley profetizaron hasta Juan.”

Indican que como el pasaje dice hasta Juan, entonces implica que ya no hay más profetas, pero como ya vimos, después de esto la Escritura menciona a profetas, incluso Pablo dictó reglas para los profetas en la iglesia que veremos más adelante. Lo que indica el pasaje es el cumplimiento en Jesús de lo que habían profetizado los verdaderos profetas de Dios sobre su venida. La venida de Jesús es el cumplimiento de todas esas profecías y Juan el Bautista fue el último profeta que anunció la venida del Mesías, por eso Mateo 11 empieza cuando Juan el Bautista, estando encarcelado, manda a sus discípulos a que le preguntaran a Jesús si Él era el Cristo, para ver si la profecía se había cumplido.

Mateo 11:2-4 “Y al oír Juan, en la cárcel, los hechos de Cristo, le envió dos de sus discípulos, 3 para preguntarle: ¿Eres tú aquel que había de venir, o esperaremos a otro? 4 Respondiendo Jesús, les dijo: Id, y haced saber a Juan las cosas que oís y veis.”

Si usamos Mateo 11, para decir que no hay más profetas la Escritura entonces se contradice al mencionar a profetas después de la muerte y resurrección de Cristo, pero sabemos que la Escritura no se contradice, la interpretación de ese pasaje para decir que Juan fue el último es incorrecta, fue el último en predicar de la venida del Mesías, eso sí, porque cuando Cristo viene todas las profecías sobre su venida se cumplieron.

Veamos que cuando Pablo habla de los dones espirituales menciona a los profetas, de nuevo usar Mateo 11 para decir que Juan fue el último, también iría contra esos pasajes:

1 Corintos 12:27-31Vosotros, pues, sois el cuerpo de Cristo, y miembros cada uno en particular. 28 Y a unos puso Dios en la iglesia, primeramente apóstoles, luego profetas, lo tercero maestros, luego los que hacen milagros, después los que sanan, los que ayudan, los que administran, los que tienen don de lenguas. 29 ¿Son todos apóstoles? ¿son todos profetas? ¿todos maestros? ¿hacen todos milagros? 30 ¿Tienen todos dones de sanidad? ¿hablan todos lenguas? ¿interpretan todos? 31 Procurad, pues, los dones mejores. Mas yo os muestro un camino aun más excelente.”

Más adelante veremos a que se refiere Pablo con un camino más excelente.

Pablo menciona el don de lenguas, si te gustaría profundizar sobre el don de lenguas ingresar aquí: Don de Lenguas – ¿Qué dice la Biblia?

Pablo incluso da instrucciones para los profetas en la iglesia:

1 Corintios 14:29-33Asimismo, los profetas hablen dos o tres, y los demás juzguen. 30 Y si algo le fuere revelado a otro que estuviere sentado, calle el primero. 31 Porque podéis profetizar todos uno por uno, para que todos aprendan, y todos sean exhortados. 32 Y los espíritus de los profetas están sujetos a los profetas; 33 pues Dios no es Dios de confusión, sino de paz.”

Esto nos comprueba que los profetas son usados para que los hermanos aprendan y sean exhortados hoy en día y deben ejercer el don en orden dentro de la iglesia. Todo el que ha nacido de nuevo tiene al Espíritu Santo morando en él, pero no a todos el Espíritu da el donde profecía como veremos más adelante.

¿Para qué sirve el don de profecía? El don de profecía es para edificación de la iglesia:

Efesios 4:10-12 “El que descendió, es el mismo que también subió por encima de todos los cielos para llenarlo todo. 11 Y él mismo constituyó a unos, apóstoles; a otros, profetas; a otros, evangelistas; a otros, pastores y maestros, 12 a fin de perfeccionar a los santos para la obra del ministerio, para la edificación del cuerpo de Cristo,”

La profecía es un don del Espíritu Santo:

Romanos 12:6De manera que, teniendo diferentes dones, según la gracia que nos es dada, si el de profecía, úsese conforme a la medida de la fe;

1 Corintios 12:8-11 “Porque a éste es dada por el Espíritu palabra de sabiduría; a otro, palabra de ciencia según el mismo Espíritu; 9 a otro, fe por el mismo Espíritu; y a otro, dones de sanidades por el mismo Espíritu. 10 A otro, el hacer milagros; a otro, profecía; a otro, discernimiento de espíritus; a otro, diversos géneros de lenguas; y a otro, interpretación de lenguas. 11 Pero todas estas cosas las hace uno y el mismo Espíritu, repartiendo a cada uno en particular como él quiere.”

Algo importante a mencionar, es que el Espíritu reparte dones según Él quiera, es decir si a ti el Espíritu no te dio el don de profecía por más que lo intentes no tendrás ese don, no está mal que no tengas ese don, simplemente el Espíritu reparte como Él quiere.

El don de la profecía es una señal para los creyentes:

1 Corintios 14:22Así que, las lenguas son por señal, no a los creyentes, sino a los incrédulos; pero la profecía, no a los incrédulos, sino a los creyentes.

Antes leímos que Pablo habló de un camino aún más excelente, y ese camino se trata del amor al prójimo, se deben procurar los dones espirituales, pero sin amor de nada sirven:

1 Corintios 13:1-3 “Si yo hablase lenguas humanas y angélicas, y no tengo amor, vengo a ser como metal que resuena, o címbalo que retiñe. 2 Y si tuviese profecía, y entendiese todos los misterios y toda ciencia, y si tuviese toda la fe, de tal manera que trasladase los montes, y no tengo amor, nada soy. 3 Y si repartiese todos mis bienes para dar de comer a los pobres, y si entregase mi cuerpo para ser quemado, y no tengo amor, de nada me sirve.”

De nada sirve tener el don de profecía, si no tengo amor por mi prójimo.

En parte entendemos que algunos digan que el don de profecía terminó y por ende ya no existe y eso pasa por el abuso que sea ha dado de este don y todos los falsos profetas que han hablado en el nombre de Dios y dicen cosas que supuestamente Dios les reveló que no son ciertas y es que al igual que en el Antiguo Testamento había muchos falsos profetas, en la actualidad también, tal y como se nos advirtió:

1 Juan 4:1Amados, no creáis a todo espíritu, sino probad los espíritus si son de Dios; porque muchos falsos profetas han salido por el mundo.

falso-profetaMateo 7:15Guardaos de los falsos profetas, que vienen a vosotros con vestidos de ovejas, pero por dentro son lobos rapaces.

Recordemos que surgirá también el personaje conocido como el falso profeta, que engañará con sus señales a muchos:

Apocalipsis 19:20 “Y la bestia fue apresada, y con ella el falso profeta que había hecho delante de ella las señales con las cuales había engañado a los que recibieron la marca de la bestia, y habían adorado su imagen. Estos dos fueron lanzados vivos dentro de un lago de fuego que arde con azufre.”

También recordemos que incluso durante la tribulación Dios enviará dos profetas a profetizar a la tierra, que son conocidos como los dos testigos:

Apocalipsis 11:3Y daré a mis dos testigos que profeticen por mil doscientos sesenta días, vestidos de cilicio.

Apocalipsis 11:10Y los moradores de la tierra se regocijarán sobre ellos y se alegrarán, y se enviarán regalos unos a otros; porque estos dos profetas habían atormentado a los moradores de la tierra.

Apocalipsis 20:10Y el diablo que los engañaba fue lanzado en el lago de fuego y azufre, donde estaban la bestia y el falso profeta; y serán atormentados día y noche por los siglos de los siglos.

¿Terminará el don de profecía?, la respuesta es Sí:

1 Corintios 13:8-12El amor nunca deja de ser; pero las profecías se acabarán, y cesarán las lenguas, y la ciencia acabará. Porque en parte conocemos, y en parte profetizamos; 10 mas cuando venga lo perfecto, entonces lo que es en parte se acabará. 11 Cuando yo era niño, hablaba como niño, pensaba como niño, juzgaba como niño; mas cuando ya fui hombre, dejé lo que era de niño. 12 Ahora vemos por espejo, oscuramente; mas entonces veremos cara a cara. Ahora conozco en parte; pero entonces conoceré como fui conocido.

En la eternidad ya no habrá necesidad de profecía, ni don de lenguas ni de ciencia.

Hay muchas personas que han tenido el atrevimiento de decir que son profetas y que Dios les dio una “nueva revelación” de las Escrituras, sin embargo ignoran lo que la misma Escritura habla sobre agregar o quitar de la profecía ya dada:

Apocalipsis 22:18-19 “Yo testifico a todo aquel que oye las palabras de la profecía de este libro: Si alguno añadiere a estas cosas, Dios traerá sobre él las plagas que están escritas en este libro. 19 Y si alguno quitare de las palabras del libro de esta profecía, Dios quitará su parte del libro de la vida, y de la santa ciudad y de las cosas que están escritas en este libro.

Conclusión

Hemos analizado primero que en el Antiguo Testamento había profetas que se encargaban llevar tanto mensajes como advertencias, de Dios al pueblo, Dios habló por medio de sus profetas. Los profetas también hablaron sobre la venida del Mesías, Jesús, Juan el Bautista fue el último en hablar sobre su venida y cuando Jesús vino se cumplieron muchas profecías anunciadas por los profetas de Dios.

En el Antiguo Testamento hubo muchos falsos profetas que hablaron falsamente en el nombre de Dios, cuando Dios no les había dicho nada.

En el Nuevo Testamento también vemos como el don de profecía es un don usado en la iglesia y estudiamos que Pablo incluso dio órdenes de cómo ejercer el don en la iglesia, y que no todos van a tener este don porque el Espíritu reparte según le parezca, además vimos que de nada sirve tener este don si no tenemos amor.

Finalmente debemos tener mucho cuidado de los muchos falsos profetas que han surgido en la actualidad que hablan en nombre de Dios diciendo que pasará esto y aquello y al final dejan a Dios como si Él fuera el mentiroso cuando las cosas que profetizaron no suceden.

Terminamos con esta exhortación de Pablo:

1 Tesalonicenses 5:12-24Os rogamos, hermanos, que reconozcáis a los que trabajan entre vosotros, y os presiden en el Señor, y os amonestan; 13 y que los tengáis en mucha estima y amor por causa de su obra. Tened paz entre vosotros. 14 También os rogamos, hermanos, que amonestéis a los ociosos, que alentéis a los de poco ánimo, que sostengáis a los débiles, que seáis pacientes para con todos. 15 Mirad que ninguno pague a otro mal por mal; antes seguid siempre lo bueno unos para con otros, y para con todos. 16 Estad siempre gozosos. 17 Orad sin cesar. 18 Dad gracias en todo, porque esta es la voluntad de Dios para con vosotros en Cristo Jesús. 19 No apaguéis al Espíritu. 20 No menospreciéis las profecías. 21 Examinadlo todo; retened lo bueno. 22 Absteneos de toda especie de mal. 23 Y el mismo Dios de paz os santifique por completo; y todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sea guardado irreprensible para la venida de nuestro Señor Jesucristo. 24 Fiel es el que os llama, el cual también lo hará.

Esperamos que este estudio sea de edificación en tu vida.

Si lo desea, puede descargar nuestra aplicación para celulares y tabletas Play-Store-iconANDROID, que es totalmente gratis, para leer, descargar, compartir o escuchar los audios de nuestros Artículos aquí:

https://play.google.com/store/apps/details?id=com.miespadaeslabiblia

MiEspadaEsLaBiblia-Google-Play-Store-2
articulos-miespadaeslabiblia-app menu-miespadaeslabiblia-app

, ,


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Translate »
A %d blogueros les gusta esto: